Bella Mecánica

Colección Mille Miglia

Compartir una pasión, no sólo une fuerzas y combina lo mejor de cada mundo, sino que también puede generar grandes hitos en la historia. Tal es el caso de la reconocida firma Chopard y su estrecha relación con la mítica carrera de automóviles Mille Miglia; una pasión y una misma manera de entender la excelencia.

La relación entre la Mille Miglia y Chopard comenzó en 1988. El origen de dicha unión ha sido la pasión personal de Karl Friedrich Scheufele por los coches clásicos. Su impulso ha convertido a la Casa Chopard en el principal patrocinador de la reconocida Mille Miglia y en una de las primeras marcas relojeras en asociar su nombre al mundo del automovilismo. Para Karl Friedrich Scheufele esto tiene una explicación muy sencilla: “Los amantes de los coches bellos generalmente sienten cierta debilidad por los relojes preciosos y viceversa. En esos dos ámbitos la máxima precisión y la elegancia deportiva son importantes”.

La Mille Miglia es una carrera automovilística conocida como la corsa più bella del mondo. Esta prestigiosa prueba ve enfrentarse año tras año a cuatrocientos treinta equipos a lo largo de una distancia de 1.600 km aproximadamente, por el legendario trazado que discurre entre Brescia y Roma. El recorrido se encuentra organizado en cuatro etapas y atraviesa los más bellos parajes transalpinos desde el valle del Po, hasta el Coliseo. Se trata de cuatro días de un viaje excepcional, que tiene lugar entre el clamor de los miles de espectadores que se agolpan a lo largo de las 1.000 millas (1.600 km) de este recorrido.

No es de extrañar entonces que de la conjunción de estos dos universos caracterizados por las emociones, el amor por la bella mecánica y la búsqueda del máximo rendimiento, surja una colección de relojes deportivos especialmente creada en honor a esta unión: la colección de relojes Mille Miglia.

Con sus masculinas líneas deportivas y unos mecanismos de extremada precisión, esta icónica colección se ha convertido en todo un gran clásico de la relojería contemporánea. Y en esta oportunidad sigue sorprendiendo, con un nuevo modelo Mille Miglia 2015 Race Edition, el cual toma su inspiración de los automóviles que participaban en la carrera entre 1940 y 1957. Por primera vez este reloj exclusivo alberga un movimiento Chopard certificado por el Control Oficial Suizo de Cronometría (COSC).

A modo de guiño al número de participante, colocado sobre las portezuelas y sobre el capot de los vehículos que compiten, la ventana de la fecha está situada claramente sobre un fondo blanco, dentro del logo en forma de flecha roja de la Mille Miglia. Las agujas facetadas y los índices están pintados con un material luminiscente y refuerzan, tanto la legibilidad, como el carácter deportivo de este reloj. El modelo Mille Miglia 2015 Race Edition se presenta en una robusta caja de 43 mm de diámetro, en oro rosa de 18k o acero, rodeada de un bisel con una inserción graduada en aluminio negro. Sus asas cortas y perfiladas han sido concebidas para adaptarse perfectamente al contorno de la muñeca. Un óptimo confort y un estilo único que se ven reforzados gracias a una correa de cuero de becerro barénia negro que se cierra con una hebilla desplegable de oro rosa de 18k o acero. El fondo atornillado, garantía de su estanqueidad hasta los 100 metros, está grabado con las menciones Mille Miglia y Brescia > Roma > Brescia y permite apreciar, gracias a su tapa transparente, el movimiento Chopard y su masa oscilante calada.

Pero el nuevo lanzamiento de Mille Miglia va un poco más allá presentando también la colección Mille Miglia GTS (Grand Turismo Sport). Ésta es una nueva colección formada por un cronómetro de tres agujas y fecha, reserva de marcha y cronógrafo, que supone la novedad de la incorporación de un movimiento Chopard. Los movimientos con cronómetro y reserva de marcha albergarán por primera vez, un movimiento Chopard producido en los talleres de Fleurier Ebauches. El elegante diseño de estas nuevas creaciones renueva el espíritu Classic Racing que encarna la colección Mille Miglia, permaneciendo, al mismo tiempo, fiel a los códigos de los modelos creados durante los últimos veinticinco años. Los modelos Mille Miglia GTS Automatic, Power Control y Chrono, son el ejemplo de esta renovación pero por sobre todo, la materialización de una pasión compartida.

www.chopard.com

MÁS ARTÍCULOS