Sofisticación Ecuestre

Longines

La marca relojera Suiza Longines presenta The Longines Equestrian Pocket Watch Jockey 1878, un impactante reloj de bolsillo de oro rosa de 18 quilates producido en una serie limitada de 20 ejemplares numerados. Como una remembranza de la sólida unión de la marca con los deportes ecuestres, el modelo se inspira en una pieza equipada con el primer cronógrafo desarrollado por Longines. El reloj de bolsillo Lépine en metal que inspiró esta reedición se conserva en el museo Longines de Saint-Imier.

En el año 1878 Longines produjo su primer movimiento de cronógrafo. Esto fue posible gracias a nuevos procedimientos mecánicos. La pieza permitía el cronometraje de las pruebas ecuestres con una precisión de un segundo. Fue gracias a este magnífico cronógrafo que la marca ocupa desde fines del siglo XIX una posición de honor en los hipódromos de Estados Unidos. Además, el cronógrafo -que lleva grabado un jinete y su montura- marca el principio de una larga historia entre Longines e instituciones, carreras y competiciones de salto de obstáculos. Hoy en día Longines patrocina carreras planas, saltos de obstáculos, enduro ecuestre, y concursos completos ecuestres. Fundada en 1832, la marca del reloj de arena alado posee representación en más de 140 países y en cinco continentes  con 35 sucursales.

Traer a la memoria y celebrar esa antigua pasión es el objetivo de este precioso reloj de bolsillo de oro rosa de 18 quilates. La pieza tiene muchos encantos, al igual que los atractivos con los que la naturaleza dotó a los caballos: gran porte, cuello largo y crines coloridas. De una elegancia natural, la domesticación de estos animales se remonta a unos 3.600 a.C.

El fondo de la pieza está hábilmente trabajado con el grabado de un jinete y su montura, simples elementos que reflejan los valores de la marca: elegancia, tradición y rendimiento. Su corazón aloja un movimiento de cuerda manual con un mecanismo cronógrafo de rueda de pilares desarrollado exclusivamente para Longines. Este se acciona con un único pulsador en la corona. Al abrir la tapa grabada se puede observar la rueda de pilares de acero azulado del calibre. Su movimiento mecánico de cuerda manual con mecanismo cronógrafo de rueda de pilares es de calibre L790.2 y presenta

13¼ líneas, 20 rubíes y 28.800 alternancias por hora. La reserva de marcha es de 48 horas. El diámetro de la pieza es de 55 milímetros y presenta las horas, los minutos y un pequeño segundero a las seis horas con elegantes agujas de acero azulado. La aguja central de cronógrafo permite cronometrar con una precisión de un segundo. La delicada esfera blanca lacada y pulida se adorna con grandes números romanos y se complementa con una minutería en esbeltos números árabes. El fondo es estampado y el cristal es de zafiro con tratamiento anti reflejos multicapas. La fina argolla de la pieza es tan refinada como la pieza en la que se inspiró.

Dentro del mundo ecuestre, quien mejor representa los valores de Longines y se ha transformado en Embajadora de la Elegancia desde 2003 es la amazona Jane Richard. Actualmente lleva adelante el Club La Madonnina, una caballeriza abierta a jinetes y amazonas de diferentes niveles.

www.longines.com

MÁS ARTÍCULOS