fbpx

Richard Mille

RM 71-01

El reloj femenino RM 71-01 Tourbillón Automático Talismán presenta un movimiento automático interno tourbillón de rendimiento muy elevado, mejorado con diamantes, brillantes, madre perla, onix y zafiro negro. Las diez variaciones del modelo reflejan las mejores cualidades del fino arte joyero. “Somos conocidos por nuestra increíble técnica y por el alto rendimiento de los relojes. La línea femenina representa un porcentaje considerable de nuestras ventas. Por eso, necesitábamos una mujer moderna, talentosa y joven que inyectara nueva energía en nuestro status quo, y que llevara la colección a nuevas alturas. Fue Cécile Guenat, que enfrentó este desafío al superar obstáculos técnicos creando un estilo único y contemporáneo”, explica Richard Mille. Para entender este cambio hay que retroceder al comienzo de esta aventura, cuando Cécile, ahora directora de la colección de mujeres, fue invitada a sumarse a la compañía. El desafío fue irresistible para esta mujer, que ganó su lugar en el mundo de la fina joyería. Luego de graduarse de la escuela de Arte y Diseño de Geneva, ella reunió experiencia con un joyero en Laussanne; y luego con Scott Wilson, un diseñador de joyas de Londres donde creó colecciones para un gran número de casas de moda y diseños de marca.

Desde los bocetos iniciales hasta la elección de las piedras, Cécile Guenat demuestra su meticulosa atención por los detalles. Inspiration Talisman, es la colección que nació de la alquimia entre las artes tribales y el art deco. “Al diseñar esta colección me dirigí al art deco, pero también al arte tribal, cuyo impacto en los artistas modernos y contemporáneos ha sido enorme. Los contrastes, la geometría y el carácter sagrado de estos objetos me fascina porque prefiguran el diseño de hoy a través de la fusión de contenido y forma”, dice Cécile Guenat. De allí emergieron interpretaciones con diez diferentes variaciones en la caja y el dial. Cécile eligió glorificar el movimiento esqueletizado a través de la configuración y el grabado de la caja. Realzada por piedras brillantes, la forma del dial revela dos mundos deliveradamente distintos: uno orgánico y el otro urbano. El primer gran desafío de la colección fue producir un tourbillón de movimiento automático que pudiera introducirse en la pequeña caja de un RM 037. El segundo fue reunir todos los estándares en términos de rendimiento, resultados cronométricos, bobinado automático y resistencia al impacto. Jamás una pieza reunió a tantos expertos: artesanos de la joyería, fabricantes de diales y maestros relojeros. El resultado es un reloj femenino diseñado para ser utilizado día tras día por su mecanismo de bobinado automático: RM 71-01 Tourbillón Automático Talismán.

El movimiento, el dial y la caja mantienen un perfecto diálogo estético, técnico y visual en cada una de las versiones. Con este tourbillón, la marca introduce el calibre CRMT1, el octavo calibre propio. Cuenta con platina y puentes de titanio; un movimiento tourbillón esqueletizado de cuerda automática; y posee una reserva de marcha aproximada de 50 horas. La placa y el anillo de masa oscilante de oro rojo 5N son engastados con diamantes. También está equipado con un volante equilibrado de inercia variable. Se trata de una gran innovación que garantiza mayor fiabilidad en caso de golpes. Su barrilete de rotación rápida mejora el rendimiento de la pieza; mientras que el engranaje con perfil envolvente crea un ángulo de presión de 20º, lo que facilita el funcionamiento de los rodamientos de bolas. La caja y el movimiento cuentan con tornillos spline de titanio grado 5, que permiten mayor control sobre el par de apriete. Las 10 interpretaciones del engastado, (que combinan nieve y graneado además de gemas de diámetros y ángulos diferentes) aparecen en el bisel y el canto del reloj, mientras que el dorso tiene bandas mates grabadas. La caja tripartita es sumergible hasta 50 metros gracias a dos anillos tóricos de nitrilo. Cada una de las esferas, de apenas 0,9 mm de grosor, está engastada a mano con nácar, ónix y diamantes. La realización de este componente es un reto técnico debido a las muchas operaciones de acabado que precisa: arenado, pulido, engastado. Todo en un área sumamente pequeña dispuesta en distintos niveles. La esfera evoca dos universos: uno vegetal y otro urbano. El cristal de zafiro tiene una dureza de 1800 Vickers y tratamiento antirreflejos en ambos lados. El cuadrante fue creado en diez versiones, de las cuales cada una lleva sólo cinco ejemplos. La edición RM 71-01 Tourbillón Automático Talismán está limitada a cincuenta finas piezas y se encuentra disponible en Richard Mille Buenos Aires.

www.richardmille.com

Zeen Social Icons

More Stories
Diseños de Alto Vuelo